Resurrección por necesidad

La intención del Ayuntamiento de convertir El Muselín en un parque público obligó a los habitantes a retomar la asociación vecinal

NOTICIA DE JESÚS ESCUDERO13/10/2010
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
Resurrección por necesidad

De izquierda a derecha, Ángel Piñera (presidente), Tania Piñera, Evelys Rey y David Castro, en la cuesta de entrada a El Muselín. :: P. CITOULA

Han sido los últimos en llegar al movimiento vecinal, pero también los que más ruido han hecho en los últimos tres meses con sus protestas en contra del plan del Ayuntamiento para convertir el vecindario en un parque público.

Creada en julio nada más conocerse las intenciones del equipo de gobierno, los habitantes de El Muselín decidieron retomar la asociación vecinal desaparecida hace dos años al no haber interés entre los vecinos de mantener el tejido asociativo del barrio, según expresó en aquel momento la junta directiva. Pero las necesidades y, sobre todo, el temor a la desaparición del popular vecindario de la zona Oeste llevaron a los residentes a constituirse como colectivo «para luchar contra los proyectos urbanísticos del Ayuntamiento», expresa su máximo responsable, Ángel Piñera.

Con esta base, la asociación de El Muselín se asemeja en estos momentos más a una plataforma ciudadana que a un colectivo vecinal propiamente dicho. No en vano, carecen de un local social y de un programa de actividades y centran sus esfuerzos en la solución de este conflicto urbanístico. No obstante, la junta directiva va más allá y se propone como principal objetivo «que El Muselín vuelva a la normalidad y que atiendan las necesidades del barrio de la misma forma que atienden las de otras zonas de Gijón». De momento, la asociación cuenta con el respaldo de la mayoría de los habitantes, si bien los dirigentes vecinales reconocen que «hay algunas personas que todavía son reacias a cooperar, pero poco a poco van entrando y se van convenciendo del problema».

En estos tres primeros meses de existencia, el colectivo se ha puesto manos a la obra en su cometido de evitar la desaparición de El Muselín. Tras los primeros contactos mantenidos con el concejal de Urbanismo, Pedro Sanjurjo, en los que les explicó los motivos del Ayuntamiento para llevar a cabo esta operación urbanística, centrados especialmente en el riesgo de desprendimientos en la zona, los dirigentes vecinales han puesto el tema en manos de un abogado para presentar alegaciones contra el Plan General de Ordenación (PGO). «Si no hubiéramos hecho nada, ya sabríamos la respuesta final. Pero tenemos que intentar todo lo posible para evitar la desaparición del barrio», apunta Piñera.

Informe geológico
La última medida llevada a cabo por la asociación de vecinos ha sido el encargo de un informe geológico elaborado por un estudio independiente. Y las conclusiones han sido positivas para los intereses de los habitantes de El Muselín. «Nos afirman que el barrio está asentado sobre cuarcita, que es una roca muy dura, por lo que no hay riesgo de desprendimiento, que ha sido la única razón esgrimida por el Ayuntamiento para justificar la construcción de un parque público», explican los dirigentes vecinales, quienes ya han trasladado las conclusiones de este informe al Consistorio con la esperanza de que den marcha atrás a sus intenciones. «Ahora estamos tranquilos porque nos confirmaron que no tenemos ningún riesgo. Confiamos en que el Ayuntamiento compruebe que sus informes están equivocados y los corrijan», añaden.

De lo que no cabe duda es que los vecinos de El Muselín quieren seguir viviendo en sus casas situadas en una de las zonas más tranquilas del concejo. «Hay una mayoría absoluta de gente que no quiere irse de aquí. Más que un barrio, parecemos un pueblo», expresa Piñera. De hecho, este sosiego permite a los niños poder jugar en las calles del empinado vecindario, una circunstancia inimaginable en otras zonas urbanas del municipio.

Faltan contenedores
Pero la actividad de la asociación vecinal no se centra exclusivamente en la lucha por la supervivencia. Reclama una dotación de contenedores para la parte superior del barrio, conocida popularmente como Casas de Velasco. «Son sesenta personas mayores que tienen que bajar una cuesta para tirar la basura, aunque muchas veces la tiran directamente a las cunetas y somos nosotros los que tenemos que limpiarlas», relatan.

CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios


SUBE AQUI TUS FOTOS FAVORITAS
DE TU BARRIO O PARROQUIA DE GIJON


ATENCION: Si encuentras cualquier problema envíanos un email para ayudarte a subir las fotos

VER TODAS LAS FOTOS



 

Selecciona una categoría para ver los eventos programados

Mapa callejero de Gijón »

Ampliar mapa callejero de Gijón

Selecciona un barrio de Gijón para ver el su mapa callejero ampliado

El Tiempo en Gijon

18-9

Sol