Asociación de vecinos San Martín

A la sombra de la térmica

La parroquia más pequeña del concejo está fragmentada y «con mucha contaminación» por las industrias y fábricas instaladas en la zona

NOTICIA DE JESÚS ESCUDERO26/08/2010
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
A la sombra de la térmica

De izquierda a derecha, Sofía Trabadelo, Marcelino Suárez, Luis Manuel Menéndez, María Jesús Fernández, Eloína Monteserín, Amparo Monteserín, José Campa Rúa, Amancio López (presidente), Alfredo González León y Constantino Cernuda. :: PALOMA UCHA

La parroquia más pequeña del concejo se encuentra fragmentada por las industrias y fábricas instaladas en la zona Oeste.

Las pocas viviendas de Veriña quedan eclipsadas por las chimeneas, los talleres y los vagones de los trenes de mercancías que atraviesan esta zona a diario con destino al puerto de El Musel, la térmica de Aboño y ArcelorMittal. Entre tanto trajín, los vecinos soportan de manera estoica el intenso tráfico de camiones, el ruido y los olores que desprenden estas fábricas. En definitiva, contaminación industrial. «Aunque Veriña se considera zona rural, se puede decir que es una parroquia industrial», apunta el presidente de la asociación de vecinos San Martín, Amancio López.

Las principales protestas de los residentes de Veriña se dirigen a la central térmica de Aboño, gestionada por HC Energía. «Nos está afectando muchísimo en cuanto a ruidos y contaminación, sobre todo por la noche», señalan los representantes vecinales, quienes han intentado en varias ocasiones ponerse en contacto con la empresa. En vano. «No quieren colaborar ni tan siquiera atendernos. Hemos mandado varios escritos para solicitar una entrevista con ello y no obtuvimos ninguna respuesta», subraya Amancio López. La térmica de Aboño no sólo afecta a los vecinos sino también a las plantaciones de los agricultores. «Se trata de una contaminación que no se ve y que afecta mucho a los árboles frutales, lo que hace que se sequen», constatan.

Pero la central térmica no es el único quebradero de cabeza para los vecinos de Veriña en materia de contaminación. También la depuradora de la zona Oeste altera de forma habitual la tranquilidad de la parroquia. «Es terrible, porque hay días, sobre todo cuando no hace viento, en los que llegan unos olores insoportables», indican los miembros de la asociación San Martín de Veriña.

Orografía complicada
La llegada de la industria también supuso el punto de inicio para el desarrollo urbano de la parroquia. «Hemos mejorado en muchos aspectos. Se asfaltaron los caminos, mejoró el alumbrado público y la red de saneamiento. Y este año hemos conseguido la rotonda de Puente Seco», se congratulan. Además, con la confección de los nuevos mapas topográficos de cada parroquia, Veriña ha aumentado su extensión con la incorporación de algunos territorios nuevos, lo que ha posibilitado un aumento de la población.

«La orografía es muy complicada y apenas hay núcleos urbanos. Pero esto no nos afecta nada y nos conocemos todos. Es más, conocemos a la mayor parte de los vecinos de Poago, Monteana y San Andrés de los Tacones», apuntan en la parroquia más pequeña del concejo.

Como muchas otras parroquias rurales, en Veriña están muy molestos con la última reorganización de las líneas de autobuses efectuada por EMTUSA. «Nos han reducido los servicios de la línea 21. Queremos unos horarios factibles a las necesidades del pueblo y de los trabajadores de la parroquia», subraya Amancio López. En este sentido, considera que los transbordos que se tienen que realizar en El Cerillero o el Hospital de Jove para llegar al centro son «un trastorno para la gente mayor».

Otra de las reivindicaciones es la mejora del camino de acceso a la capilla, en donde varias personas se han caído como consecuencia del mal estado del firme. «Está muy mal y es muy peligroso, sobre todo cuando llueve. La última señora se cayó tras resbalarse», recuerdan los miembros del colectivo San Martín de Veriña. Asimismo, piden la mejora de tres bebederos que actualmente se encuentran abandonados.

Inundación de la sede
Pero la principal preocupación de la asociación vecinal durante los dos últimos meses ha sido la limpieza de la sede social, inundada por las inundaciones del pasado mes de junio. «Quedó bastante destrozada. Se perdieron ordenadores, sillas y una nevera», apuntan.

Tras achicar el agua, los vecinos están ahora limpiando el local para que esté disponible en octubre de cara al comienzo de la actividades que cada año organiza la asociación San Martín de Veriña.
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios


SUBE AQUI TUS FOTOS FAVORITAS
DE TU BARRIO O PARROQUIA DE GIJON


ATENCION: Si encuentras cualquier problema envíanos un email para ayudarte a subir las fotos

VER TODAS LAS FOTOS



 

Selecciona una categoría para ver los eventos programados

Mapa callejero de Gijón »

Ampliar mapa callejero de Gijón

Selecciona un barrio de Gijón para ver el su mapa callejero ampliado

El Tiempo en Gijon

24-12

Sol